Editorial

LA ZOZOBRA | Por Mariana Moyano

16/12/2013 - 13:16 Fue como una daga que entró en el cuerpo por la cabeza y cruzó todo el esqueleto con una capacidad única de hincarse y detener por un segundo el corazón, para ponerlo luego a palpitar a un ritmo que sólo se enciende con este tipo de agitaciones. Es la zozobra.

Comentar Enviar a un amigo

Comentarios de los lectores

Encuesta

Las redes sociales son el nuevo canal democrático de expresión?

ver resultados
Diseño y mantenimiento web